Clínica de Medicina
y Cirugía Estética

Lifing Facial Málaga Clínica Aesophy

LIfting Facial

Tiempo trat
1h. 30 minutos
Anestesia
Local
Recuperación
2 - 5 días
Resultados
Inmediatos
Hospitalización
No requerida
Precio
desde: 4.000 € - 6.000 €

Tabla de contenidos

En Clínica Aesophy, transformamos tu sueño de un rostro rejuvenecido en realidad con nuestro destacado servicio de lifting facial.

Como líderes en el campo de la cirugía estética, nos enorgullecemos de ofrecer procedimientos de lifting facial personalizados, diseñados para reflejar tu belleza natural y reducir los signos visibles del envejecimiento. Nuestro equipo de cirujanos expertos, certificados y altamente calificados, utiliza técnicas avanzadas para lograr resultados armoniosos y naturales.

En Clínica Aesophy, entendemos que cada rostro es único; por eso, cada procedimiento de lifting facial que realizamos está meticulosamente adaptado a las necesidades y objetivos individuales de nuestros pacientes. Ven y experimenta la excelencia en rejuvenecimiento facial, donde la seguridad, el cuidado personalizado y la satisfacción del paciente son nuestra máxima prioridad.

Lifting Facial Málaga

La cirugía de lifting facial, también conocida como ritidectomía, es un procedimiento quirúrgico que ayuda a mejorar la apariencia del rostro y cuello. Se trata de un procedimiento de rejuvenecimiento facial que puede reducir la flacidez de la piel, las arrugas y las líneas de expresión.

La cirugía de lifting facial implica la eliminación del exceso de piel y la tensión de los músculos faciales subyacentes para lograr un aspecto más juvenil y fresco. Es importante que los pacientes se informen adecuadamente sobre los riesgos y beneficios de la cirugía antes de tomar una decisión. En cualquier caso, es recomendable acudir a un cirujano plástico cualificado y experimentado para garantizar la seguridad y la eficacia del procedimiento.

¿En qué consiste la intervención de lifting facial?

La intervención de lifting facial es un procedimiento quirúrgico que busca mejorar los signos visibles del envejecimiento en la cara y el cuello, tales como la flacidez de la piel, la aparición de arrugas y pliegues, y la pérdida de volumen. Durante el procedimiento, se hace una incisión en la línea del cabello y alrededor de las orejas, se estira la piel hacia arriba y se elimina el exceso de piel. También se pueden ajustar los músculos y tejidos subyacentes para lograr un aspecto más juvenil.

El lifting facial puede ser combinado con otros procedimientos como la blefaroplastia (cirugía de párpados) y la rinoplastia (cirugía de nariz) para mejorar aún más los resultados.

Duración de la intervención de lifting facial

La duración de una intervención de lifting facial puede variar dependiendo del alcance y complejidad de la cirugía, así como de la técnica utilizada. En promedio, puede durar entre 2 y 5 horas. Sin embargo, es importante tener en cuenta que cada caso es único y la duración exacta de la cirugía se determinará durante la evaluación médica y la planificación preoperatoria.

Duración del lifting facial

El efecto del lifting facial puede variar dependiendo de varios factores, como la técnica utilizada, la edad y la calidad de la piel del paciente, así como su estilo de vida y los cuidados posteriores. En general, se espera que los resultados del lifting facial duren de 5 a 10 años. Sin embargo, es importante recordar que el proceso de envejecimiento continúa y que los resultados del lifting facial no son permanentes. Es posible que se requieran procedimientos adicionales en el futuro para mantener los resultados.

¿Cómo es la recuperación en una intervención de lifting facial?

La recuperación después de una cirugía de lifting facial varía según el paciente y la extensión de la cirugía, pero en general se puede esperar algo de inflamación, moretones y molestias en los primeros días. La mayoría de los pacientes pueden regresar al trabajo y a las actividades normales después de una o dos semanas, aunque es posible que deban evitar actividades extenuantes durante varias semanas más. Es importante seguir las instrucciones de cuidado postoperatorio del cirujano plástico y asistir a las visitas de seguimiento para asegurarse de que la recuperación esté progresando adecuadamente.

¿Qué diferencia hay entre Lifting y Minilifting Facial?

Es una diferencia de extensión de la intervención. En los casos incipientes de descolgamiento facial, es decir, pacientes sobre los 40 o 50 años, el Minilifting es la técnica de elección.

El despegamiento es conservador y la recuperación es muy rápida.  Se realiza aproximadamente en la mitad de los casos. A partir de los 60 años se suele indicar el Lifting facial.

No es infrecuente hacerse 2 Lifting a lo largo de la vida: primero un Miniflifting y luego un Lifting estandar.

¿Cómo son los resultados?

Los resultados son muy naturales. No hay estigmas de haber sido intervenido. Pero para que sea así hay que tener en cuenta 3 puntos:

  1. La dirección de losvectores del estiramiento deben ser más verticales que horizontales, más hacia arriba que hacia los lados
  2. La incisiones, es decir por donde se entra para realizar la intervención deben estar ocultas por dentro y por detrás de la oreja para que queden perfectamente disimuladas.
  3. Y en tercer lugar, pero no menos importante, se debe analizar  tridimensionalmente el rostro, para añadir o quitar volumen donde sea necesario. Por ejemplo, es típico quitar la grasa del cuello y añadir en lo que se denomia tercio medio, áreas malar y suborbicular.

Lifting Facial Antes y Después

información general sobre el procedimiento y los resultados que se pueden esperar.

El levantamiento facial, también conocido como ritidectomía, es un procedimiento cosmético que se utiliza para levantar y tensar la piel facial. El objetivo es mejorar la apariencia de los signos del envejecimiento, como las arrugas, la flacidez y las líneas finas.

Antes del procedimiento, se realizará una consulta con un cirujano plástico para discutir sus objetivos y expectativas. Durante el procedimiento, se realizarán incisiones discretas en la piel para acceder a los músculos y tejidos subyacentes. Luego se tensarán estos tejidos y se eliminará el exceso de piel. Las incisiones se cerrarán con suturas y se aplicarán vendajes para ayudar a reducir la hinchazón y los hematomas.

Después del procedimiento, se debe seguir un plan de recuperación cuidadosamente diseñado. Esto puede incluir descansar, aplicar compresas frías para reducir la hinchazón y evitar actividades que puedan estirar la piel facial. Los resultados del levantamiento facial pueden durar varios años, dependiendo del cuidado y mantenimiento de la piel.

En general, se espera que el levantamiento facial mejore la apariencia de la piel facial y proporcione un aspecto más juvenil y fresco. Sin embargo, los resultados pueden variar según las características individuales de cada persona y los objetivos específicos del procedimiento.

cirujanos plásticos especialistas en Lifting Facial en Málaga

Preguntas frecuentes Lifting Facial

¿Qué es un lifting facial?

El lifting facial, también conocido como rhytidectomía, es un procedimiento quirúrgico diseñado para rejuvenecer la apariencia del rostro y cuello. Este procedimiento aborda varios cambios relacionados con el envejecimiento, incluyendo la pérdida de tono de la piel, la flacidez y las arrugas profundas. Los objetivos principales del lifting facial son:

  1. Eliminar el Exceso de Piel: Con el tiempo, la piel del rostro pierde elasticidad y puede comenzar a colgar. El lifting facial elimina este exceso de piel, proporcionando una apariencia más tersa y joven.

  2. Suavizar las Arrugas: Las arrugas profundas y las líneas de expresión se suavizan, mejorando la textura general de la piel del rostro.

  3. Mejorar la Flacidez de la Piel: El procedimiento ayuda a tensar y reafirmar la piel floja, especialmente en la mandíbula y el cuello, reduciendo la apariencia de «papada» o «jowls» (flacidez bajo la mandíbula).

  4. Reposicionar los Tejidos Faciales: Además de tratar la piel, el lifting facial a menudo implica el reajuste de los tejidos subyacentes del rostro para mejorar los contornos faciales.

El procedimiento se realiza generalmente bajo anestesia general y puede variar en extensión y complejidad, dependiendo de las necesidades específicas del paciente y los objetivos deseados. Aunque un lifting facial puede ofrecer resultados significativos en términos de rejuvenecimiento facial, es importante tener expectativas realistas y entender que no detiene el proceso de envejecimiento. La elección de un cirujano plástico experimentado y cualificado es crucial para garantizar la seguridad y la satisfacción con los resultados.

Los mejores candidatos para un lifting facial son aquellas personas que cumplen con varios criterios importantes, tanto en términos de su condición física como de sus expectativas. Estos incluyen:

  1. Signos Visibles de Envejecimiento: Idealmente, candidatos para un lifting facial son aquellos que muestran signos de envejecimiento en la cara y el cuello. Esto puede incluir flacidez en la piel, arrugas profundas, líneas de expresión, pérdida de tono muscular, y una apariencia cansada o triste.

  2. Elasticidad de la Piel: A pesar de la presencia de signos de envejecimiento, es importante que todavía posean una buena elasticidad en la piel. Esto permite que la piel se recupere bien después de la cirugía y se adapte al nuevo contorno facial.

  3. Buena Salud General: Los candidatos deben gozar de buena salud general. Condiciones médicas graves, especialmente aquellas que pueden afectar la cicatrización o aumentar el riesgo de cirugía, pueden descalificar a un individuo para el procedimiento.

  4. No Fumadores: El fumar puede afectar negativamente la cicatrización y aumentar el riesgo de complicaciones. Se prefiere que los candidatos no fumen o estén dispuestos a dejar de fumar antes y después de la cirugía.

  5. Expectativas Realistas: Es crucial que los candidatos tengan expectativas realistas sobre los resultados del lifting facial. La cirugía puede rejuvenecer el rostro y mejorar los signos de envejecimiento, pero no detiene el proceso de envejecimiento y no cambiará la apariencia fundamental de la persona.

  6. Motivaciones Personales: Los candidatos deben buscar el procedimiento por razones personales, no por presión externa o expectativas irreales.

  7. Comprensión de los Riesgos y Compromisos: Los candidatos deben entender los riesgos involucrados en cualquier procedimiento quirúrgico, así como el compromiso con el proceso de recuperación y cuidados postoperatorios.

Una evaluación completa por un cirujano plástico calificado es esencial para determinar si un individuo es un buen candidato para un lifting facial. Durante esta consulta, el cirujano examinará la piel, discutirá expectativas y objetivos, y revisará el historial médico para asegurarse de que el procedimiento sea seguro y efectivo para el paciente.

Un lifting facial es un procedimiento quirúrgico detallado que generalmente implica los siguientes pasos:

  1. Preparación y Anestesia: Antes de comenzar, el paciente recibe anestesia, que puede ser general o sedación intravenosa, para garantizar la comodidad durante la cirugía.

  2. Realización de Incisiones: Las incisiones para un lifting facial se hacen con cuidado para ser lo más discretas posible. Generalmente, se realizan a lo largo de la línea del cabello (para ocultar las cicatrices dentro del cabello) y alrededor de las orejas. Pueden extenderse hacia el cuero cabelludo, dependiendo del alcance del lifting.

  3. Reposicionamiento de Tejidos: Una vez hechas las incisiones, el cirujano trabaja para reposicionar y apretar los tejidos subyacentes. Esto puede incluir el ajuste de la capa de músculo y tejido conectivo para mejorar los contornos faciales y reducir la flacidez.

  4. Eliminación del Exceso de Piel: Después de ajustar los tejidos, el cirujano elimina cualquier exceso de piel. Esto ayuda a crear una apariencia más tersa y juvenil.

  5. Cierre de Incisiones: Finalmente, las incisiones se cierran con suturas o adhesivos para la piel. Las técnicas de sutura y el plan de cierre son cuidadosamente seleccionados para minimizar la visibilidad de las cicatrices.

  6. Recuperación: Tras la cirugía, se aplican vendajes alrededor del rostro para minimizar la hinchazón y los hematomas. Se proporcionan instrucciones detalladas para el cuidado postoperatorio, y se programan citas de seguimiento para monitorear la recuperación.

El lifting facial puede variar en términos de alcance y técnica, dependiendo de los objetivos específicos del paciente y la evaluación del cirujano. Las técnicas pueden incluir un lifting facial completo, un mini-lifting facial, o procedimientos más focalizados. Es importante tener una discusión detallada con un cirujano plástico cualificado para determinar la mejor aproximación para las necesidades y expectativas individuales.

Existen varios tipos de cirugía de lifting facial, cada uno diseñado para abordar diferentes áreas del rostro y satisfacer necesidades estéticas específicas. Los tipos más comunes incluyen:

  1. Lifting Facial Completo (Rhytidectomía): Este es el procedimiento más completo. Aborda la flacidez en la mitad inferior del rostro, incluyendo la mandíbula y el cuello. Es ideal para pacientes con un grado significativo de flacidez y arrugas profundas.

  2. Lifting de Cuello: Se enfoca específicamente en la piel y los músculos del cuello. Es ideal para corregir la piel floja en el cuello y la papada.

  3. Lifting de Mejillas (Mid-face Lift): Este procedimiento eleva las mejillas caídas, mejora la plenitud de las mejillas y suaviza las líneas profundas que van desde la nariz hasta las comisuras de la boca (surcos nasolabiales).

  4. Mini-lifting (Mini-facelift): Es menos invasivo que un lifting facial completo y se centra en las arrugas y la flacidez de la parte inferior del rostro y la mandíbula. Ofrece una recuperación más rápida y es adecuado para pacientes con signos moderados de envejecimiento.

  5. Lifting Temporal o de Cejas: Aunque técnicamente es una cirugía diferente, a menudo se considera parte del espectro de lifting facial. Eleva la posición de las cejas y suaviza las arrugas de la frente.

  6. Lifting Endoscópico: Utiliza tecnología endoscópica para realizar el lifting con incisiones más pequeñas. Es adecuado para pacientes con signos de envejecimiento moderados y ofrece una recuperación más rápida.

  7. Lifting Cutáneo: Se enfoca solo en la eliminación del exceso de piel, sin abordar los músculos subyacentes. Es menos invasivo pero también ofrece resultados menos dramáticos.

Cada tipo de lifting facial tiene sus propias indicaciones, ventajas y limitaciones. La elección de un procedimiento específico dependerá de los objetivos estéticos del paciente, su anatomía facial, y el grado de envejecimiento. Es crucial consultar con un cirujano plástico cualificado para determinar el tipo de lifting facial más adecuado para cada caso individual.

Un lifting facial típico puede durar entre 2 a 5 horas, dependiendo de la extensión del procedimiento, aunque esto puede depender de varios factores:

  1. Tipo de Lifting Facial: La duración de la cirugía depende del tipo de lifting que se realice. Un mini-lifting facial, que es menos invasivo, puede tomar menos tiempo que un lifting facial completo, que es más exhaustivo.

  2. Técnicas Combinadas: Si el lifting facial se realiza en combinación con otros procedimientos, como un lifting de cuello, blefaroplastia (cirugía de párpados) o incluso un lifting de cejas, esto puede prolongar la duración de la cirugía.

  3. Complejidad Individual: La estructura facial del paciente y los objetivos específicos de la cirugía también pueden influir en la duración. Algunos pacientes pueden requerir un trabajo más extenso para lograr los resultados deseados.

  4. Experiencia del Cirujano: La habilidad y experiencia del cirujano pueden influir en la eficiencia del procedimiento, aunque siempre primará la calidad y seguridad sobre la rapidez.

Es importante tener en cuenta que, más allá de la duración de la cirugía, la calidad y seguridad del procedimiento son los aspectos más importantes. Un cirujano experimentado se tomará el tiempo necesario para asegurar los mejores resultados posibles y minimizar los riesgos. Además, la duración de la cirugía no incluye el tiempo de preparación previo ni el período de recuperación inmediato postoperatorio, que también son partes importantes del proceso quirúrgico.

 

El tiempo de recuperación tras un lifting facial varía de persona a persona, pero aquí tienes una línea de tiempo general de lo que se puede esperar:

  1. Primera Semana: Durante los primeros días postoperatorios, es común experimentar hinchazón y moretones. Los pacientes suelen tener vendajes en la cara y es posible que se necesiten drenajes para eliminar el exceso de líquidos. Las actividades deben ser mínimas y el reposo es crucial.

  2. Segunda Semana: A finales de la primera semana o durante la segunda semana, los vendajes y, si los hay, los drenajes, suelen ser retirados. La hinchazón y los moretones continúan disminuyendo. Algunos pacientes se sienten cómodos retomando actividades ligeras y posiblemente trabajar desde casa.

  3. 2 a 3 Semanas: La mayoría de los pacientes pueden volver a sus actividades normales, incluido el trabajo, siempre que no sean demasiado extenuantes. Sin embargo, aún se recomienda evitar el ejercicio intenso o cualquier actividad que pueda aumentar la presión arterial.

  4. Un Mes y Más Allá: La mayoría de la hinchazón habrá disminuido significativamente, aunque puede persistir una leve hinchazón durante varios meses. Las cicatrices comenzarán a madurar y aclararse, pero este es un proceso gradual que puede continuar durante un año o más.

  5. Recuperación Completa: La recuperación completa y la estabilización de los resultados pueden tomar varios meses. Durante este tiempo, es importante seguir las indicaciones del cirujano y acudir a todas las citas de seguimiento.

Es esencial tener en cuenta que cada persona se recupera a su propio ritmo y que es importante seguir las instrucciones postoperatorias del cirujano para garantizar una recuperación segura y efectiva. Además, la paciencia es clave, ya que los resultados finales pueden tardar algún tiempo en ser completamente visibles.

Sí, como con cualquier procedimiento quirúrgico, el lifting facial deja cicatrices. Sin embargo, los cirujanos plásticos emplean técnicas especializadas para minimizar su visibilidad:

  1. Ubicación Estratégica: Las incisiones se realizan en lugares donde pueden ocultarse fácilmente, como a lo largo de la línea del cabello, detrás de las orejas, o en los pliegues naturales de la piel. Esto ayuda a que las cicatrices sean menos notables.

  2. Técnicas de Sutura Cuidadosas: Las técnicas modernas de sutura y cierre de heridas pueden mejorar la apariencia de las cicatrices, haciéndolas más finas y menos perceptibles.

  3. Proceso Natural de Curación: Con el tiempo, las cicatrices tienden a desvanecerse y volverse menos visibles. Este proceso puede durar varios meses hasta un año o más.

  4. Cuidado Postoperatorio: Seguir cuidadosamente las instrucciones postoperatorias del cirujano, como mantener las incisiones limpias y protegidas del sol, es crucial para una buena cicatrización.

  5. Tratamientos para Cicatrices: Existen tratamientos adicionales, como terapias con láser o productos tópicos, que pueden ayudar a mejorar la apariencia de las cicatrices después de que hayan sanado.

Es importante discutir las preocupaciones sobre las cicatrices con el cirujano antes de la cirugía. Ellos pueden proporcionar una idea de qué esperar y cómo manejar las cicatrices para obtener los mejores resultados posibles. La mayoría de los pacientes encuentran que los beneficios del lifting facial en términos de rejuvenecimiento facial superan la preocupación por las cicatrices.

El lifting facial, como cualquier cirugía, conlleva ciertos riesgos y posibles complicaciones. Es importante que los pacientes estén conscientes de estos riesgos para tomar una decisión informada. Los riesgos comunes incluyen:

  1. Infección: Aunque es poco común gracias a las técnicas estériles y los cuidados postoperatorios, existe un riesgo de infección en el sitio de las incisiones.

  2. Hematomas: Es posible la formación de hematomas o acumulación de sangre bajo la piel, que en algunos casos pueden requerir una intervención adicional para ser drenados.

  3. Cicatrización Irregular: La cicatrización puede variar y en algunos casos, las cicatrices pueden ser más notorias de lo esperado o sanar de manera irregular.

  4. Cambios en la Sensibilidad de la Piel: Algunos pacientes experimentan entumecimiento o cambios en la sensibilidad de la piel en las áreas operadas, lo cual suele ser temporal, pero en raros casos puede ser más prolongado o permanente.

  5. Riesgos Asociados con la Anestesia: Siempre hay ciertos riesgos asociados con la anestesia, incluyendo reacciones alérgicas o complicaciones respiratorias.

  6. Asimetría Facial: Aunque los cirujanos se esfuerzan por lograr simetría, pueden existir diferencias leves en la apariencia de ambos lados del rostro.

  7. Necrosis de la Piel: En casos muy raros, puede haber una pérdida de tejido cutáneo debido a una interrupción en el flujo sanguíneo, aunque esto es extremadamente poco común.

  8. Resultados Insatisfactorios: Algunos pacientes pueden no estar satisfechos con los resultados, ya sea debido a expectativas poco realistas o variaciones en la cicatrización y curación.

  9. Necesidad de Revisiones o Cirugías Adicionales: En algunos casos, pueden ser necesarios procedimientos adicionales para corregir o mejorar los resultados del lifting original.

Es crucial tener una discusión detallada con un cirujano plástico cualificado sobre estos y otros riesgos potenciales antes de decidirse por la cirugía. Entender los riesgos y tener expectativas realistas es esencial para el proceso de toma de decisiones.

Los resultados de un lifting facial suelen ser duraderos, pero es importante tener en cuenta que no son permanentes. La longevidad de los resultados depende de varios factores:

  1. Duración de los Resultados: Los efectos de un lifting facial pueden durar muchos años. La duración exacta varía de una persona a otra, pero muchos pacientes disfrutan de los beneficios durante 10 años o más.

  2. Envejecimiento Continuo: Aunque un lifting facial puede rejuvenecer significativamente la apariencia, no detiene el proceso de envejecimiento natural. Con el tiempo, la piel continuará perdiendo elasticidad y pueden aparecer nuevas líneas y arrugas.

  3. Factores Individuales: La genética, la calidad de la piel, y los factores del estilo de vida, como la dieta, el tabaquismo, la exposición al sol, y el cuidado general de la piel, juegan un papel importante en cuánto tiempo duran los resultados.

  4. Cuidado de la Piel Postoperatorio: Mantener una rutina de cuidado de la piel, protegerse del sol y llevar un estilo de vida saludable pueden ayudar a prolongar los resultados del procedimiento.

  5. Retratoques o Procedimientos Adicionales: Algunas personas optan por procedimientos adicionales o retratoques en el futuro para mantener o mejorar los resultados iniciales.

En resumen, aunque un lifting facial ofrece resultados a largo plazo, no es una solución permanente para el envejecimiento. Una consulta detallada con un cirujano plástico puede proporcionar una mejor comprensión de lo que se puede esperar en términos de duración y mantenimiento de los resultados.

Sí, es común y muchas veces beneficioso combinar un lifting facial con otros procedimientos cosméticos para lograr una mejora estética más completa y armoniosa. La combinación de procedimientos puede ofrecer un rejuvenecimiento más integral y resultados más satisfactorios. Algunas combinaciones populares incluyen:

  1. Blefaroplastia (Cirugía de Párpados): Este procedimiento se enfoca en corregir párpados caídos y eliminar bolsas debajo de los ojos. Combinar un lifting facial con blefaroplastia puede rejuvenecer significativamente la apariencia general de los ojos y la cara.
  2. Rinoplastia (Cirugía de Nariz): La rinoplastia puede remodelar, reducir o alterar la nariz para mejorar su apariencia y proporción en relación con el resto de la cara. Realizarla junto con un lifting facial puede equilibrar los rasgos faciales.
  3. Inyecciones de Relleno y Neuromoduladores: Estos tratamientos no quirúrgicos pueden complementar los efectos de un lifting facial al rellenar líneas finas, arrugas o restaurar el volumen facial perdido.
  4. Lifting de Cejas: Eleva las cejas caídas y mejora las líneas de la frente. Combinarlo con un lifting facial puede proporcionar un rejuvenecimiento más uniforme en toda la cara.
  5. Lifting de Cuello: Si hay flacidez significativa en el cuello o la formación de «papada», un lifting de cuello puede realizarse junto con un lifting facial para una mejora más completa.
  6. Dermabrasión o Tratamientos Láser: Estos tratamientos pueden mejorar la textura de la piel, tratar la pigmentación irregular y las cicatrices, complementando los efectos del lifting facial.

Es importante consultar con un cirujano plástico cualificado para discutir las mejores opciones basadas en los objetivos individuales y las necesidades estéticas. El cirujano puede evaluar la estructura facial, la calidad de la piel y otros factores para recomendar la combinación más efectiva de procedimientos.

Elegir al cirujano adecuado para un lifting facial es un paso crucial para garantizar la seguridad y la satisfacción con los resultados del procedimiento. Aquí hay algunas pautas a seguir:

  1. Certificación por una Junta de Cirugía Plástica: Asegúrate de que el cirujano esté certificado por una junta reconocida en cirugía plástica. Esto indica que el cirujano ha completado la formación y los exámenes necesarios para obtener esta calificación.

  2. Especialización y Experiencia en Lifting Faciales: Busca un cirujano que tenga una amplia experiencia en liftings faciales. Puedes preguntar sobre el número de procedimientos de este tipo que ha realizado y su experiencia en casos similares al tuyo.

  3. Revisar Portafolio de Antes y Después: Revisa las fotos de antes y después de otros liftings faciales realizados por el cirujano. Esto te dará una idea de su habilidad y el tipo de resultados que puedes esperar.

  4. Reputación y Reseñas: Investiga la reputación del cirujano. Puedes buscar reseñas en línea, testimonios de pacientes y preguntar en foros de discusión.

  5. Consulta Inicial: Programa una consulta con el cirujano. Esta es una oportunidad para evaluar su profesionalismo, hacer preguntas, discutir tus expectativas y entender su enfoque para el lifting facial.

  6. Comodidad y Comunicación: Es importante sentirte cómodo/a con tu cirujano y su equipo. La comunicación clara y abierta es esencial.

  7. Instalaciones y Personal: Asegúrate de que la cirugía se realizará en una instalación acreditada y que el personal de apoyo sea experimentado y profesional.

  8. Credenciales y Formación: Revisa la formación del cirujano, incluyendo dónde se educó y capacitó, y si ha tenido formación adicional específica en procedimientos faciales.

  9. Considerar Segundas Opiniones: No hay nada de malo en buscar segundas opiniones. Esto puede darte una perspectiva más amplia y ayudarte a tomar una decisión informada.

  10. Costo y Opciones de Financiamiento: Aunque el costo no debe ser el único factor determinante, es importante discutir los costos y las opciones de financiamiento para asegurarte de que el procedimiento esté dentro de tus posibilidades.

Recuerda, la elección de un cirujano calificado y con experiencia es fundamental para el éxito de tu lifting facial.

Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de:

  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Alemania en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Francia en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Dinamarca en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Reino Unido en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Holanda en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Irlanda en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Suiza en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Marruecos en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Polonia en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Finlandia en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Bélgica en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Italia en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Noruega en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Austria en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial  para pacientes de Suecia en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Portugal en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Rusia en España
  • Mejor Clínica Cirugía Lifting Facial para pacientes de Andorra en España

¿Estás pensando en someterte a una intervención de Cirugía Lifting Facial ? ¿Quieres aprovechar tu viaje o tus vacaciones en España para lucir un rostros más joven y decir adiós a tus problemas de flacidez y arrugas? En Clínica Aesophy, te ofrecemos una intervención de Cirugía Lifting Facial segura y eficaz, con los mejores cirujanos plásticos para lifting facial en España y con total garantía a un precio muy competitivo. 

Clínica aesophy te ofrece mejor opción de someterse a una intervención de Cirugía Lifting Facial en España, mejor que en Turquía.

Reservar Cita clínica especializada Lifting Facial en Málaga

Clínica Nº1 Lifting Facial Málaga

Armengual de la Mota, 1
Málaga, España
Horario (lunes a viernes):
10.00 – 14.00 / 16.30 – 20.30

Pedir información / Solicitar una cita Lifting Facial Málaga

Abrir chat
Sobre qué tratamiento necesitas ayuda?
Hola. Describe el tratamiento sobre el que necesitas más información para poder responderte a la mayor celeridad posible. Gracias